miércoles, 11 de julio de 2012

España es intervenida (Articulo de Acratas)


¡España es intervenida!

El Banco de España cede todas sus competencias a Bruselas


Se acabó. Ya no hay nada que hacer. La casta parasitaria política ha vendido a los españoles a sus nuevos amos centro-europeos, y ya a estas horas habitamos un barrio periférico pobre de Berlín. España está oficialmente intervenida, tal como dirigentes europeos y "altos funcionarios" dicen claramente en Bruselas. Rajoy lo niega, y miente. Y el PSOE calla y otorga. Rajoy y de Guindos, como antes Zapatero y Salgado, son sólo los criados de la troika, los mismos que de consuno aprobaron, a matacaballo el 3 de septiembre de 2011, la reforma constitucional que supuso la pérdida de la Inmunidad Soberana del Estado Español frente a sus acreedores.

Los hombres de negro y cuello blanco gobiernan ya la economía española y dictan todas las medidas, desde la subida del IVA a todos y cada uno de los recortes sociales. Reuters, propiedad del barón de Rothschild, que viene cargando contra España desde hace mucho tiempo, en un demoledor análisis hace un par de días, llamó a Rajoy "torpe" y aseguró que España sería intervenida de inmediato. El Amo ordenó y mandó... Sus perros obedecieron.

El Banco de España ha perdido sus competencias monetarias y de control en favor del Banco Central Europeo. Los bancos rescatados habrán de presentar estadillos de saldos vivos semanales en Bruselas. Aquí tenéis las condiciones firmadas por el nefasto Rajoy para la intervención de España. Hay un antes y un después de la entrada en vigor del documento que enlazamos. España no existe más. Es un estado zombi. Tampoco existe, por supuesto, ninguna de sus autonomías. Que no se hagan ilusiones los desvertebradores Mas o Urkullu, esos que solo piensan en los hispano-bonos para seguir robando a cuenta de sus quimeras. Los parlamentos autonómicos son ahora como aquelarres de brujas invocando al Diablo: repugnantes esperpentos. Más zombis.

El timo de estos trileros ha sido evidente: el rescate consiste en prestarle dinero a la banca para que devuelva sus préstamos —considerados deuda senior— a sus acreedores, los bancos de la Europa Central y anglosajones, a cambio de que España asuma la responsabilidad del monto total —avale— con el BCE —que es deuda súper-senior— a quince años con trece de carencia: es decir, a un interés compuesto que inflará como un globo el capital final a devolver. Anticipamos que, como garantía, todo el oro del Banco de España se trasladará al BCE. El codiciado oro. Siempre el oro, que hace brillar los ojos de los que acogotan al mundo desde que inventaron la banca.

En el gambito, suben los intereses de la Deuda española por encima del 7%, mientras España pierde toda autonomía económica y monetaria. Todas las medidas de recorte se dictarán desde Bruselas. Ya os advertimos desde Ácratas, amigos lectores, que de Guindos era un trilero baqueteado en quiebras —Lehman Brothers— y que estaba en el Gobierno para asumir la tarea de entregar España a sus acreedores. Y es lo que ha hecho.

España es una nueva Grecia, así que ya conocéis el camino que seguirán todos los españoles hacia el matadero: despido de funcionarios, bajadas generalizadas de sueldos, aumentos de impuestos indirectos —como el IVA o el impuesto sobre los combustibles—, bajada de pensiones, paro, miseria, destrucción social y violencia callejera generalizada como respuesta al terrorismo financiero internacional y al social de este Estado pilotado por unos meros lacayos del Poder Global. Las medidas obligatorias que exige el BCE, el FMI y la Autoridad Bancaria Europea (la troika) son, en esencia:

1.Un sistema impositivo que favorezca aún más a los ricos.
2.Castigar especialmente a los endeudados y tenedores de hipotecas.
3.Reformar el mercado laboral hacia la precariedad absoluta.
4.Humillar legislativamente a los parados.
5.Activar la inversión extranjera eliminando las pocas barreras existentes a la depredación de lo público.
6.Aumentar las tarifas de gas y electricidad para favorecer a las multinacionales.
7. Reducir el déficit público, lo que es imposible, suicida en ausencia de recaudación.

El sinvergüenza de Montoro, ministro de Hacienda, ha dicho claramente que subirá inmediatamente el IVA —en el Consejo de Ministros del viernes próximo— y pasará al tipo más alto los alimentos básicos. Aduce ese quinqui orejón que lo hace obligado "porque hay muchos que no pagan el IVA". Debiera haber dicho la verdad: sube el IVA para compensar que hay muchos amigos suyos que no pagan impuestos de ninguna clase: son los ricos de España, con sus SICAV y sus movimientos de capitales a paraísos fiscales. El irresponsable de Montoro, después de anunciar una amnistía fiscal a los defraudadores, acaba de llamar públicamente imbécil al que pague IVA, pues, en vez de perseguir a los que no pagan, recarga a los que sí lo hacen. Nadie ha dado nunca mejor razón para que nos pasemos todos al lado oscuro de la economía.

¿Y la Iglesia Católica? ¿Defiende acaso a los damnificados, a las víctimas? Pues no. Su canal de televisión Intereconomía es un acérrimo think tank inquisitorial contra los más pobres, y tiene la desfachatez de culpar de la crisis, creada por los cleptócratas banqueros y los políticos, a los propios parados —regüeldan que sufren "porque no quieren trabajar"—. La Iglesia se ha quitado la careta de Cristo de bondad: forma parte del Poder Global y no quiere perder su parte del pastel en esta organizada matanza de menesterosos a palos, como se liquida a las focas del Ártico.

La intervención oficial de España de hoy mismo —usen los eufemismos que usen es una palmaria intervención— es lo que han logrado primero el PP, metiéndonos en la Moneda Única (con aquella espectacular subida de precios de un 66% de la noche a la mañana); luego el PSOE, inflando cuanto pudo la burbuja inmobiliaria y del crédito a base de tomar al asalto las cajas de ahorros; y ahora el PP, desmigando todos los logros sociales de 70 años de obrerismo. Estos castrados hijos de puta han cometido su felonía fiel y ordenadamente en benefico de su dueña, la Sinarquía Financiera Internacional que reside en la City sin Ley de Londres y está formada por esos mismos bancos que provocaron toda la crisis mundial manipulando el LIBOR y el EURIBOR para mantener los tipos bajos e inflar el crédito.

Si España hubiera tenido unos cuantos españoles con dignidad en el Gobierno, en vez de la caterva de criminales que tenemos, nos hubieran sacado del Euro inmediatamente, a mata caballo un domingo por la noche, con lo que toda la deuda hubiera quedado enjugada en pocos días. Y estos criminales lo saben, y lo ocultan; o ni siquiera lo saben, y nos venden, ciegos de codicia, por treinta monedas de plata.

Españoles con dignidad: A todos estos canallas, políticos y banqueros, ni el pan ni la sal. Vayamos a por ellos hasta el final, pues ésta es una lucha a muerte en la que la mayor parte de los muertos los pondremos nosotros. Estos momentos terribles, es obligado recordar que, en una España intervenida y anestesiada, los mineros son un ejemplo de dignidad, y merecen ser apoyados. Su guerra mediática con la Marcha Negra y guerrillera, manteniendo en jaque a las fuerzas represoras del Régimen en todas las cuencas mineras, serán el modelo a seguir por todos los españoles muy pronto. Será eso o dejar morir de hambre a nuestros hijos, como sucede en Grecia.

La lucha, a partir de ahora, está en las calles, no en los despachos de abogados que se querellan contra los banqueros estafadores de la CAM, Bankia o Catalunya Caixa, los mismos que desfalcaron sus entidades arropados por Miguel Ángel Fernández Ordóñez desde el Banco de España. Recordad que al delincuente Sáenz, segundo del mafioso Botinone, lo indultó Zapatero en el último Consejo de Ministros de su repugnante carrera política. Ya habrá tiempo luego para que los ladrones y los traidores sean juzgados por un Tribunal Penal Popular y acaben colgados de las farolas de la Castellana como merecen. Así que, afeminados metrosexuales españoles, dejad el maquillaje, los calzones gachos que no os permiten ni correr, y cambiad vuestros tatuajes fashion por sólo uno que rece: "Prefiero morir a serviros, hijos de puta".

ÁCRATAS


NOTA AL LECTOR CONSCIENTE:
 Ahora ves en qué se afanaban los políticos, en la sombra, mientras tú te dejabas sorber el cerebro ante la tele con los triunfos de La Roja, y acababas eufórico por las calles cantando aquello de: "Yo soy español, español, español".


http://acratasnew.blogspot.com.es/2012/07/espana-es-intervenida-el-banco-de.html#comment-form